Pronóstico del año Dragón de Madera Yang

A lo largo de este texto podemos descubrir qué nos trae este año, qué patologías pueden surgir y qué podemos hacer para remediarlo.

10 de febrero de 2024, año 4722 según el calendario chino

Introducción: en qué se basa el pronóstico, qué factores son importantes

La astrología china tiene la capacidad de determinar qué energías van a tener lugar en cada momento de la vida. Así pues, cada año, mes, día e incluso hora está dominado por una energía concreta. La disposición de estas permite pronosticar no sólo el tiempo atmosférico que va a haber, sino también las enfermedades que pueden aflorar si la persona no está equilibrada. Para ello, se deben hacer una serie de cálculos en base a los Troncos Celestes, las Ramas Terrestres, las Seis Divisiones y las interrelaciones de los Cinco Elementos1.

En Medicina Tradicional China (MTC) la meteorología es de suma importancia, ya que puede influenciar en nuestro estado de salud. Así por ejemplo, el Frío afecta negativamente al elemento Agua, el Viento a la Madera, el Calor al Fuego, la Humedad a la Tierra y la Sequedad al Metal. Por ello, conocer con antelación esta información, puede ayudarnos a prevenir posibles patologías tanto físicas como emocionales.  

año dragon 2024

En la Antigua China se tenía una visión global, de tal modo que no buscaban saber la previsión del tiempo de cada ciudad o pueblo, sino de todo el territorio en su conjunto. Por esta razón, los cálculos aportados no determinan el clima de la ciudad en la que vives, sino de todo el territorio que comprende la misma latitud de China.

Asimismo, hay que tener en cuenta que cuando se determinó esta forma de calcular y pronosticar el tiempo, hace más de 2000 años, no existía contaminación, ni cambio climático, por lo que hasta la entrada de la revolución industrial la predicción era más fiable que la que podemos encontrar en la actualidad. No obstante, aunque puedan existir desaciertos en cuanto a la meteorología, los datos reportados sobre las patologías siguen siendo fiables.

En MTC no hay nada bueno ni malo, sino que todo depende… Depende de para quién, de cuándo, de dónde… por lo tanto, pronosticar si un año va a ser bueno o malo constituiría un argumento muy vago y nada clarificador, pues lo que para unos puede ser bueno, para otros no tanto. Por consiguiente, es necesario que se lleve a cabo una lectura del año desde la neutralidad, comprendiendo y reflexionando qué podría ocurrir tanto si se toman medidas para prevenir, como si no.

Pronóstico general

Y, por fin, ¡llegó la cosecha!

Tras dos intensos años de duro trabajo personal, se presenta el año Dragón de Madera Yang en todo su esplendor para plasmar nuestra transformación a todo lo grande.

Durante el año Tigre nos vimos envueltos en un terremoto emocional en el que nuestras sólidas estructuras se vieron zarandeadas y dañadas. Por su parte, el año Conejo nos permitió finalizar las modificaciones que comenzamos a hacer durante el año Tigre y empezar a dar nuestros primeros pasos hacia un nuevo modelo de vida y, es ahora cuando, si hemos hecho los deberes, el universo nos permitirá llevar a cabo la metamorfosis total de nuestro ser, mediante la comunicación, la conexión con los demás y la libertad de poder mostrarnos tal y como somos.

Para llevar a cabo tal transformación, es necesario que antes hayamos cambiado nuestras estructuras mentales, nuestros patrones antiguos y hayamos estados inmersos en un proceso de purificación de nuestro cuerpo, mente y espíritu para volver a conectar con nuestra esencia. Por lo que, si no aún no hemos completado este paso, es conveniente que no nos apresuremos a desplegar las alas y a dar el salto, sino que seamos cautos y, sin perder de vista la meta, finalicemos nuestra depuración. Es momento, por tanto, de dejar atrás todo aquello que nos paraliza y no nos permite avanzar, es momento de quitarnos las mochilas pesadas que durante años hemos cargado a nuestras espaldas y nos han ralentizado nuestro camino, nuestro vuelo.

metamorfosis transformacion

El año Dragón de Madera Yang se postula decidido a sacar a la luz todo aquello que estaba oculto, así lo consideremos como bueno o como malo, debido a que su principal objetivo es hacernos crecer para poder conseguir nuestro propósito de cambio. Por un lado, aquellas virtudes que teníamos escondidas o que sencillamente ignorábamos, comenzarán a florecer, por lo que debemos estar atentos para reconocerlas, mantenerlas y cultivarlas. Por otro lado, nuestro empeño, consciente o inconsciente, por mantener en secreto o camuflado esos aspectos de nuestras vidas que consideramos que no son dignos de ser expuestos, bien por vergüenza, complejos o simplemente porque mostramos una imagen falsa o distorsionada de lo que verdaderamente somos, se verá gravemente afectado, siendo en muchos casos un esfuerzo en vano. Llegados a este punto, tenemos dos opciones: aceptar la revelación de nuestro ser y evaluar cómo podemos mejorar, o bien iniciar una lucha agotadora para intentar mantener la máscara que hemos llevado puesta todo este tiempo.

El elemento más afectado en esta etapa, tanto física como emocionalmente, es la Tierra (Bazo y Estómago), que estará aquejado por patologías relacionadas con la Humedad2, siendo el Estómago el que mayor sintomatología presente. 

Si nuestro elemento Tierra está equilibrado, experimentaremos una etapa muy bonita y armoniosa, en la que todo comenzará a relucir, a crecer de forma ordenada, relajada y sin apenas esfuerzo. Nuestra expansión será imparable.

La influencia de la fuerza del año Madera Yang controlará a la Tierra para que esta se expanda de manera organizada y su gran necesidad de crecimiento no se estanque. Asimismo, la condición de la rama terrestre Dragón, nos impulsará a tener una energía vital renovada mediante el correcto flujo del Qi (energía), cuyo ascenso nos conducirá a la gran transformación.

Si nuestra Tierra está en desarmonía, especialmente en lo referencia a las patologías relacionadas con la Humedad, ocurrirá justamente lo contrario. La Humedad nublará nuestra facultad de discernir, de reflexión, de ver con neutralidad los hechos que van aconteciendo en nuestro entorno, por lo que no seremos capaces de tomar conciencia de los pasos o caminos que necesitamos para nuestro proceso de metamorfosis. Será, por tanto, un periodo de inactividad y desasosiego por no saber qué hacer.

Previsión meteorológica

Si el pronóstico se cumple, y ojalá así sea, será un año bastante húmedo, en el que la lluvia y la niebla serán las principales protagonistas. Teniendo en cuenta el cambio climático y los años continuados de sequía que llevamos acusando en España, especialmente en el sur, no es posible determinar si las lluvias venideras serán suficientes para sofocar las etapas pasadas.

Durante la primera mitad del año Dragón de Madera Yang se prevén temperaturas algo más frescas de lo habitual, mientras que en la segunda parte se espera un tiempo aún más húmedo si cabe. A pesar de la previsión inicial, los dos primeros meses del ciclo Dragón se presentan con temperaturas algo cálidas.

Afecciones físicas en el año Dragón de Madera Yang

Además del elemento Tierra, existen otros factores que pueden influir negativamente en nuestro organismo, debido a la energía Madera Yang que protagoniza el año o a la propia climatología.

En relación al elemento Madera (Hígado y Vesícula Biliar) es la Vesícula Biliar la que, en caso de no estar equilibrada, se verá más afectada por patologías de exceso de Humedad. Esto implicaría una relación en desarmonía con el elemento Metal, concretamente con el Pulmón, que podría estar aquejado por patologías de debilidad.

Asimismo, el elemento Agua (Riñón y Vejiga), abrumado por el elemento Tierra, se podría perjudicar, especialmente en la segunda mitad del año.

Por su parte, el tiempo atmosférico previsto puede afectar físicamente en dolencias o enfermedades relacionadas con el elemento Tierra, Agua y más concretamente con el meridiano de acupuntura de Estómago.

Si tenemos algunos de estos factores en desarmonía, podríamos desarrollar algunos de los siguientes síntomas:

Tierra (Exceso de Humedad): sensación de pesadez e hinchazón, especialmente de brazos y piernas, pesadez de cabeza, embotamiento, distensión abdominal con o sin dolor, náuseas, heces blandas o diarrea, digestiones lentas y/o pesadas, posible afección de la memoria y concentración.

patologias fisicas año dragon madera yang 2024

Agua (Exceso de Humedad): edemas, dificultad de micción, cálculos renales, diarrea, escalofríos, lumbalgias. Si ya hubiera afecciones de las articulaciones, como artrosis, podría darse un cierto empeoramiento.

Madera (Exceso de Humedad): distensión abdominal, ruido abdominal, problemas genitales, leucorrea, prurito vaginal, trastornos de micción.

Metal (Insuficiencia de Pulmón): flemas en el pecho, cansancio, debilidad de las extremidades, voz débil, falta de aliento.

Meridiano de Estómago: afecciones oculares, de garganta, de la voz, patologías relacionadas con las mamas, problemas menstruales, de micción, genital, hernias.

Psicológicamente en caso de falta de armonía

Es muy probable que a lo largo de tu vida te hayas encontrado en medio de un banco de niebla, espesa y extensa. Su espesor es tal, que no logras ver a más de medio metro de distancia. Vas caminando o conduciendo y sabes que los objetos, las señales de tráfico o los árboles están ahí, porque ya has pasado antes por ese camino y lo conoces, pero no eres capaz de verlo, ni siquiera vislumbrarlo. Por lo que, comienza a aparecer la sensación de inseguridad y los estados de alerta se activan. El flujo sanguíneo se acelera con mayor número de palpitaciones y la presión en el pecho se incrementa debido al estado de nerviosismo en el que te encuentras, ya que puede aparecer o cruzarse algo o alguien repentinamente y no tener capacidad de reacción, es decir, no puedes hacer eso que tanto le gusta al ser humano, no puedes controlarlo. Ante la falta de visibilidad, ralentizas tu avance, cada vez caminas o conduces con mayor lentitud, pues mires donde mires, no ves nada. La inquietud por no saber qué hacer es tan elevada que, finalmente, optas por apartarte del camino, quedarte quieto y esperar a que todo pase.

Así es como se comporta la Humedad a nivel psicosomático en el organismo, anula la capacidad para ver y tomar consciencia de lo que sucede a nuestro alrededor. De manera que nuestra perspectiva es muy limitada. Ante tanta falta de información y percepción, no seremos capaces de tomar decisiones acertadas, entrando, en muchos casos, en un bucle de indecisión constante que nos conducirá a la quietud absoluta, o bien, a concederle a otra persona el poder de decisión sobre nuestros asuntos. Si la persona a la que otorgamos tal potestad está equilibrada y es honesta, nos guiará poco a poco sin problemas, pero si no lo está, o bien esconde algún beneficio oculto, sacará el máximo provecho de nosotros sin darnos cuenta. De este modo, será un año en el que los falsos maestros harán su agosto, ya que, si tenemos mucha Humedad, nos veremos tan desbordados por el miedo a no saber qué dirección tomar que, de forma inconsciente, buscaremos un guía espiritual que “nos ilumine”. Esto no significa que no existan grandes maestros, ¡en absoluto!, sino que los verdaderos maestros escasean. Estos no te dicen lo que tienes que hacer, sino que intentan, en la medida de lo posible, mostrarte tu potencial, así como todas las posibilidades que están a tu alcance, para que tú, y sólo tú, tomes la decisión más acertada tras haber conectado con lo más profundo de tu ser.

Puesto que una de las cualidades del año Dragón consiste en sacar a la luz aquello que no era visible, las personas que no tengan mucha Humedad, podrán darse cuenta y desenmascararlos sin apenas esfuerzo.

Cuando la Humedad abunda en nuestro cuerpo, tendemos a ser sobreprotectores, llegando, incluso, a un punto obsesivo por la necesidad de controlar a los demás, que puede atosigar y agobiar a los que nos rodean y generar conflictos que podrían conducir a un estado de aislamiento social forzado por nuestro entorno.

Teniendo en cuenta todo lo anterior, es fácil hacerse la idea de que la Humedad puede llegar a ser algo funesto y lo es si esta prevalece en nuestro organismo en exceso o es turbia, pero si no es así, si es moderada, es una aliada compañera que nos permite ser amables, cariñosos y flexibles ante los demás y la vida en general.

Explicado desde la Medicina Tradicional China y los Cinco Elementos

cinco elementos. Ciclo generación y ciclo de control

El organismo está formado por los cinco elementos, los cuales se relacionan entre sí a través de la Relación de Generación y de la Relación de Control (explicado con detalle en el libro Alquimia Culinaria). Esta dependencia entre los diferentes elementos implica que en el momento que uno se desequilibra, interfiere en la estabilidad del resto, haciendo mayor estrago en dos de ellos, de modo que, de los cinco elementos, van a ser tres los que se vean más perjudicados: el causante y dos afectados colateralmente.

Tal y como indicábamos anteriormente, la Tierra será la gran perjudicada a lo largo de todo el año Dragón de Madera Yang debido al exceso de Humedad procedente de la propia climatología y del mal funcionamiento del elemento que mitigará la función de gestión y transporte de la Humedad, por lo que esta empezará a acumularse. Cuando esto ocurre, se inicia un círculo vicioso del cual es complejo salir sin ayuda profesional, ya que cuanta más Humedad hay en nuestro organismo, más se agota el elemento Tierra y, cuanto más débil está la Tierra, más Humedad tendremos.

La desmesura de Humedad hará que la Tierra esté saturada, en exceso, de tal modo que su actitud no será equilibrada y ejercerá un control desproporcionado hacia el elemento Agua (Riñón y Vejiga). Durante la primera mitad del año, habrá mayor cúmulo de energía Agua y le permitirá frenar algo el control de la Tierra, pero en la segunda parte del año, no tendrá capacidad para amortiguarla y estará muy perjudicada. Así pues, aparecerán síntomas de debilidad del elemento Agua relacionados con la Humedad3, que afectarán especialmente al Yang de Riñón. Esta constituye la energía cinética que favorece el impulso para actuar, la motivación y la fuerza de voluntad. Es la fuerza de la fortaleza vital y la voluntad, de la voluntad de vivir. Por este motivo, si el Yang de Riñón se ve afectado, unido a la presencia de Humedad, tenderemos a la inactividad antes mencionada.

Si el elemento Agua está en insuficiencia y no nutre correctamente a la Madera, esta entrará en un proceso de sobrecarga por la escasez de ayuda del Agua y por la existencia de Humedad, especialmente en la Vesícula Biliar, que podría iniciar un ataque de la Madera a la Tierra y de oposición al Metal, concretamente al Pulmón, que se encontrará algo más debilitado.

Si la Madera se encuentra estable, hará su función de control hacia la Tierra correctamente y reducirá los estragos de la Tierra.

cinco elementos año dragon madera yang 2024

Y ahora, ¿qué podemos hacer?

En primer lugar, si ya se presentan en nuestro organismo algunas patologías serias relacionadas con los elementos Tierra y/o Agua, sería aconsejable acudir a una consulta de Medicina China con el fin de mitigar los posibles efectos resultantes.

De un modo u otro, lo más importante en la salud es conservarla mediante la prevención, por ello conviene que reaccionemos y tratemos de cuidarnos.

La clave de este año consiste en evitar o reducir la Humedad a toda costa, para que la Tierra pueda ejercer sus funciones correctamente y no provoque un exceso de control sobre el elemento Agua. 

Recomendaciones

alquimia culinaria yin yang

“Lo más importante para este año consiste en evitar o reducir la Humedad”

Lo más relevante para este año es la alimentación. Debemos evitar o reducir, en la medida de lo posible, aquellos alimentos que promueven la Humedad. De igual modo, es conveniente comer productos alimenticios que sequen o drenen la Humedad, siendo un magnífico aliado el arroz integral, que debería estar presente en nuestra dieta diariamente, bien como acompañante o plato principal.

Emociones:

    • Reconocer que tenemos un problema. Como en cualquier cuestión emocional, lo más difícil radicará en aceptar que algo no va bien. Sin embargo, cuando de Humedad se trata, la obstinación por querer tener la razón se apodera de la mente, de tal forma que nos aporta una sensación de falsa seguridad que ejecutamos mediante la necesidad, casi obsesiva, de control. Así pues, el ejercicio de auto-examinarse y tomar consciencia de lo que nos pasa se dificultad aún más.

    • Estar en contacto con la naturaleza: tener plantas o animales a los que cuidar, caminar por la naturaleza.

    • Practicar la presencia plena a diario o con mucha frecuencia para que estimule el estar en “el aquí y el ahora”

    • Promover actividades de creatividad e imaginación, ya sea a nivel laboral o por ocio

    • Evitar, en la medida de lo posible, rodearse de situaciones o noticias desagradables y/o preocupantes

    • Apartarse de acciones, costumbres y/o personas que nos distraigan o nos hagan perder el tiempo innecesariamente desviándonos de nuestra meta

    • Usar una agenda-diario, es decir una agenda a modo de diario, o bien las dos cosas, una agenda y un diario. El objetivo de la agenda es llevar un orden de las diferentes tareas o propuestas que deseamos hacer cada día, así como nuestras metas a corto y medio plazo. Si no nos gusta escribir mucho, podemos poner un pequeño resumen de cómo nos hemos sentido cada día. En caso de haber experimentado un conflicto, recomiendo indicar no sólo lo que ha sucedido, sino cómo hemos reaccionado nosotros y cómo nos hemos sentido. Si, por el contrario, nos encanta escribir y explayarnos, mejor tener un diario y una agenda por separado. En ambos casos, es recomendable que se lleve a cabo mediante la escritura manual y no en aplicaciones u ordenadores.

Lectura:

Para aquellas personas que tengan la Tierra débil o tengan Humedad, se recomienda muy encarecidamente que lean el artículo Hasta el agua me engorda.

Alimentación:

    • Comer arroz integral con mucha frecuencia, a ser posible a diario, unos 150 g al día ya cocido. Se puede comer bien como acompañante o como plato único, sólo o mezclado con los alimentos que más nos gusten y no generen Humedad. Se aconseja lavar el arroz antes de cocinarlo

    • Evitar, todo lo que se pueda, los alimentos que produzcan Humedad: comida precocinada, salsas procesadas o grasientas, trigo, lácteos de origen animal… (listado más amplio en el artículo Hasta el agua me engorda.)
    • Evitar alimentos crudos, como por ejemplos las ensaladas. Estas se podrían tomar una vez que el calor sea constante en el clima, pero atendiendo al año que se presenta, se debería reducir considerablemente a pesar de estar en época de calor

    • Evitar alimentos de naturaleza Fría, incluso en verano. (En el libro Alquimia Culinaria se puede acceder a un listado completo de dichos alimentos)

    • Comer alimentos de sabor amargo para dispersar la energía de la Madera (a través del Fuego) y eliminar Humedad, ya que tiende a bloquearse, así como aquellos que promuevan la circulación del Qì de Hígado: espinacas, brócoli, achicoria, té verde, té negro, mijo, menta, orégano, apio, sésamo negro, alcaparras, perejil, puerro, té de menta…

    • Comer algas con regularidad, pues contienen una gran cantidad de propiedades, entre ellas, limpian todo el organismo de impurezas (Humedad). En el libro Alquimia Culinaria podemos encontrar una tabla comparativa de los diferentes tipos de algas, así como el valor nutricional de las mismas

    • Comer alimentos de naturaleza templada, especialmente aquellos que actúen en el elemento Agua (Riñón y Vejiga) y Tierra: semillas de calabaza, nueces, castañas, coco (el fruto, no el aceite), boquerones, gambas, batata, cilantro, chirivía, pollo, pavo…4   Aquellas personas que ya tengan exceso de calor no deberían tomarlos. 

      Para saber si se tiene calor, bastaría con observar la lengua, si esta es roja, implicaría que hay calor. (Se puede ver un ejemplo de lengua roja en el artículo Hasta el agua me engorda).

         Si el verano fuese caluroso, no se debería incidir en estos alimentos, salvo recomendación del terapeuta.

Deporte:

El deporte es un gran soporte para el elemento Madera en general, puesto que favorece la libre circulación del Qi. Para que este actúe como medicina, debe ser moderado, es decir, no se debe llegar a la extenuación o al agotamiento, ya que de lo contrario, terminaría afectando negativamente.

    • Para la Madera: yoga, taichi
    • Para la Tierra y el Agua: senderismo de nivel medio o medio-alto5, bicicleta, correr

 

Digitopuntura:

La Digitopuntura es el masaje con el dedo pulgar o índice que se realiza sobre puntos de acupuntura. Esta tiene un efecto muy parecido al de la acupuntura, pero al ser menos potente, se requiere tener constancia y realizarlo a diario o casi a diario.

¿Cómo se realiza?

Sobre el punto elegido hay que presionar y sin dejar de presionar, hacer círculos hacia fuera durante unos 5 minutos. Si existen varios puntos para realizar el masaje, se pueden elegir dos o tres en cada sesión e ir variando según el día.

Los puntos que no estén en la línea media del cuerpo, el centro del cuerpo, son bilaterales, es decir, si están en un brazo, también están en el otro, de forma que hay que masajear los dos por igual, al mismo tiempo o primero uno y luego otro.

¿Qué puntos masajear durante el año Dragón de Madera Yang?

VB34, R3, E36, B9, B6, H3

acupuntura Corazon 7
Acupuntura Estomago 41
acupuntura pericardio 6
acupuntura riñón 2

Una vez más, la Vida se presenta ante nosotros como una gran escuela, en la que nosotros decidimos, de forma consciente o inconsciente, si seguimos o no las directrices que nos va marcando para ir creciendo y poder alcanzar nuestro proyecto de vida.

Podemos nacer con mejor o peor estrella, pero parafraseando a Josh Billings “la vida no consiste en tener buenas cartas, sino en jugar bien las que uno tiene”.

La información es poder, así que, si intuimos, en base a lo anteriormente indicado, que la Humedad u otros elementos podrían afectarnos negativamente, tenemos la posibilidad de actuar en consecuencia para que todo se reconduzca y vivamos en esplendor.

Espero que toda la información aportada sirva de guía y ayuda para el nuevo ciclo de vida que iniciamos.

¡Feliz año Dragón de Madera Yang!

¡A volar!

Cristina Martín Brito

 

, Notas:

*1 Los Troncos Celestes (天干 tiān gān) hacen referencia a los cinco elementos en combinación con el yīn y el yáng, es decir, Madera yáng, Madera yīn, Fuego yáng, Fuego yīn, Tierra yáng, Tierra yīn, Metal yáng, Metal yīn, Agua yáng, Agua yīn. Por su parte las Ramas Terrestres (地支 dì zhī) hacen alusión a los doce animales que se corresponden con el horóscopo chino, los cuales también tienen una naturaleza que responde a los cinco elementos y al yīn y al yáng. 

*2 ¿Qué es la Humedad?, explicado con detalle en el libro Alquimia Culinaria. También se puede tener una visión global de lo que es en la publicación Hasta el agua me engorda y con mayor detalle en el libro Alquimia Culinaria

*3 En términos de Medicina Tradicional China, el hecho de que haya Humedad en el Agua, implica un estado de exceso y no de insuficiencia, pero al igual que ocurre con la Tierra, la propia presencia de la Humedad en el Agua, hará que este se vaya debilitando.

*4 Tanto el pavo como el pollo deberían ser ecológicos o, por lo menos, que no procedan de macrogranjas. Los embutidos de cualquier tipo de carne están desaconsejados.

*5 Salir a caminar no se considera un deporte para personas menores de 70 años, a menos que haya niveles de intensidad de subidas y bajadas y/o velocidad, como el propuesto de senderismos de nivel medio o medio-alto. Si la persona por motivos de salud no puede acceder a otro tipo de ejercicio, sí es aceptable el salir a caminar. 

Últimas Entradas del Blog